Diversas amenazas a la biodiversidad y sus soluciones

La biodiversidad es fundamental ya que asegura la sostenibilidad natural de toda la vida en la tierra no solo para la población actual sino también para las generaciones futuras. Sin embargo, la biodiversidad continúa amenazada y, en consecuencia, afecta la supervivencia de los seres humanos. Los defensores del medio ambiente y agencias como el PNUMA, WWF, GreenFacts Foundation y EPA han planteado varias preocupaciones con respecto a las amenazas que se presentan en muchos de los ecosistemas del mundo, cuyo estado se está deteriorando cada vez más al volverse insalubres y desequilibrados.

La definición del CDB (Convenio sobre la Diversidad Biológica) es la definición de biodiversidad aceptada internacionalmente. Dice, ‘Diversidad biológica’ significa la variabilidad entre los organismos vivos de todas las fuentes, incluidos, entre otros, los ecosistemas terrestres, marinos y otros ecosistemas acuáticos y los complejos ecológicos de los que forman parte; esto incluye la diversidad dentro de las especies, entre las especies y de los ecosistemas.

Según los informes, aquí están las seis principales amenazas a la biodiversidad y las acciones que se pueden tomar para abordar la situación.

Diversas amenazas a la biodiversidad y sus soluciones

  1. Pérdida de hábitat y deforestación

La dramática alteración de los hábitats amenaza directamente la biodiversidad. Cuando tales hábitats se pierden debido a la deforestación y otras actividades antropogénicas como la minería, los respectivos entornos no pueden proporcionar refugio, alimento, agua o criaderos para los organismos vivos.

En otras palabras, conduce a ecosistemas insalubres y desequilibrados que resultan en la pérdida de biodiversidad y la extinción. La deforestación, en particular, está asociada con la destrucción de alrededor de 18 millones de acres de hábitats forestales anualmente, dañando los ecosistemas de los que dependen innumerables especies para sobrevivir.

Solución

Frenar el problema de la deforestación y la pérdida de hábitat depende principalmente de las políticas y la implementación de las leyes. Por un lado, las corporaciones y las empresas pueden adoptar la sabia práctica de negarse a utilizar productos de papel y madera que fomenten la deforestación. Asimismo, se debe crear conciencia para que los consumidores desistan de apoyar a las empresas o fabricantes que utilizan madera y papel para fabricar sus productos y, lo que es más importante, aquellos que utilizan procesos de extracción o fabricación de recursos naturales no sostenibles. Los gobiernos y las agencias reguladoras también deben tomar la iniciativa para garantizar la promulgación de leyes y políticas de protección forestal más estrictas. Las personas y organizaciones también pueden participar apoyando la conservación del medio ambiente a través de organizaciones benéficas y creando conciencia.

  1. Cambio climático

Los cambios climáticos globales a lo largo de la historia de la planta han modificado definitivamente la vida y los ecosistemas en el planeta. Como resultado, se han destruido hábitats cruciales y varias especies se han extinguido con una gran mayoría al borde de la extinción. Por lo tanto, significa que si las temperaturas globales continúan cambiando drásticamente, especialmente debido a actividades antropogénicas que aceleran el proceso, las amenazas a la biodiversidad continuarán expandiéndose ya que los ecosistemas y las especies no podrán adaptarse.

Por ejemplo, la disminución del hielo marino del Ártico y el aumento de la temperatura del océano son los culpables de los cambios en las zonas de vegetación y el deterioro de la vida silvestre marina. Además, los ecosistemas y las especies que no pueden hacer frente se extinguen.

Solución

El cambio climático se exacerba principalmente debido a las actividades humanas con respecto a la destrucción de los sumideros de carbono y su dependencia del uso de combustibles fósiles. Por lo tanto, si se pueden tomar medidas efectivas para reducir la cantidad de huella de carbono, el mundo puede estar seguro de un mañana mejor y menos preocupaciones sobre el cambio climático.

Las personas, las organizaciones y las industrias necesitan reducir sus huellas de carbono y deben participar igualmente en la creación de conciencia. Las ciudades y los gobiernos internacionales también pueden cobrar por las emisiones de carbono y promulgar políticas que reduzcan las actividades que destruyen los sumideros de carbono.

  1. Sobreexplotación de recursos

Debido a la población humana en constante aumento, ha habido un aumento correlativo en la demanda de productos manufacturados, bienes y servicios esenciales. Las altas demandas de estas cosas han dado como resultado la sobrepesca, la caza excesiva, la recolección excesiva y la extracción excesiva de recursos minerales que ha contribuido en gran medida a la pérdida de biodiversidad. La extracción de minerales, la caza furtiva, la tala excesiva y otras formas de explotación de recursos con fines de lucro han aumentado los riesgos de extinción de especies. También ha alterado los hábitos naturales, destruyendo así las cadenas alimenticias e interfiriendo con el equilibrio ecológico.

Solución

La creación continua de conciencia y la conservación son las principales estrategias para gestionar la sobreexplotación, particularmente en lo que respecta a la sobrepesca, la sobreexplotación y la caza furtiva. Las agencias de protección ambiental y los gobiernos pertinentes también deben implementar reglas que limiten las prácticas que causan la sobreexplotación de los recursos. El esfuerzo individual debe apuntar a ser consciente de los productos que consumimos y compramos.

  1. Carga de nutrientes

A medida que el sector agrícola continúa expandiéndose y sirviendo para lograr la seguridad alimentaria mundial, también se ha más que duplicado la dependencia del uso de fertilizantes en una escala rentable. En consecuencia, el uso de fertilizantes más allá de los límites ha contribuido a aumentar el nivel de nutrientes de nitrógeno y fósforo en los ecosistemas naturales. Si bien los nutrientes existen naturalmente en todos los ecosistemas, la fabricación de fertilizantes artificiales con nutrientes reactivos de nitrógeno y fósforo para aumentar la productividad de los cultivos ha alterado el equilibrio ecológico con el tiempo, amenazando así la supervivencia de los ecosistemas. En particular, la supervivencia de las especies que prosperan en ambientes pobres en fósforo o nitrógeno está cada vez más amenazada. Además, las filtraciones y la entrada en los sistemas de agua han dado como resultado una mayor eutrofización y la creación de zonas anóxicas (deficientes en oxígeno) en los hábitats marinos.

Solución

Para abordar el problema de la carga de nutrientes, se necesitan mejoras considerables para garantizar la eficacia de los fertilizantes nitrogenados y fosforados utilizados en los sistemas de producción. La producción artificial de estos fertilizantes no solo debe tener como objetivo satisfacer la demanda mundial de alimentos, sino también disminuir los problemas ambientales.

La Fundación GreenFacts sugiere que si los sistemas de producción de cereales del mundo pueden lograr un aumento del 20 % en la eficiencia del uso del nitrógeno, se reduciría alrededor del 6 % de la producción mundial de nitrógeno reactivo. Los agricultores también deben reducir su dependencia del uso de grandes cantidades de fertilizantes nutritivos y buscar alternativas como dejar la tierra en barbecho después de la cosecha para fomentar el reciclaje de nutrientes.

flor-flor-silvestre-pradera-biodiversidad

  1. Contaminación ambiental

La contaminación ha seguido dañando la biosfera al liberar y depositar sustancias químicas tóxicas en los sistemas atmosférico, terrestre y marino. Con los altos niveles de contaminación cada año, está alterando gradualmente los ecosistemas de la Tierra a medida que los productos químicos liberados influyen potencialmente en los hábitos y ecosistemas de las especies. La contaminación también ha agotado los niveles de ozono, ha creado zonas muertas en los hábitats marinos debido a la toxicidad y las lluvias ácidas, ha alterado los hábitos de alimentación y reproducción de las especies, e incluso ha causado la muerte de muchas especies debido a derrames de petróleo o al consumo de plástico y otras sustancias tóxicas.

Solución

Hay varias formas de frenar la contaminación. Las leyes y políticas contra la contaminación a nivel local, estatal e internacional son las más prácticas para frenar la contaminación, ya que juegan un papel fundamental en la restricción de la contaminación. Las personas también pueden tomar una serie de iniciativas para combatir la contaminación del agua, el aire y la tierra al adoptar acciones efectivas como la conservación de energía en el hogar, el reciclaje, el uso de productos seguros y no tóxicos y el uso del transporte público.

La creación de conciencia y la promoción también son esenciales. Se puede hacer a través de los medios de comunicación, foros educativos en línea y en varias instituciones para que las personas se den cuenta y comprendan las causas y consecuencias de la contaminación ambiental. El uso de fuentes de energía renovables y verdes también puede reducir la dependencia de los combustibles fósiles, reduciendo así las emisiones de gases de efecto invernadero que provocan el calentamiento global y la formación de lluvia ácida.

  1. Especies invasivas

Las especies invasoras son las especies no nativas que invaden ecosistemas normales y saludables y amenazan la supervivencia de las especies nativas ya sea atacándolas o compitiendo por los recursos del hábitat. En consecuencia, trastornan la biota y los ecosistemas nativos, lo que provoca extinciones y amenazas masivas a la biodiversidad.

Según la Fundación GreenFacts, casi el 40% de todas las extinciones de animales desde el 17el están asociados con especies exóticas invasoras. Informes similares también indican que el 80% de las especies amenazadas en el bioma Fynbos de Sudáfrica están en peligro como resultado de la invasión de especies exóticas. Además, el informe enfatiza que las pérdidas acumuladas de biodiversidad ambiental de más de $ 100 mil millones en el Reino Unido, EE. UU., Sudáfrica, Brasil, India y Australia se deben a plagas invasoras.

Solución

El problema de las especies exóticas invasoras es global y por ello requiere una intervención a nivel local, estatal e internacional. Las autoridades locales y los estados deben establecer sistemas para gestionar y prevenir las especies exóticas invasoras mediante evaluaciones de riesgos como estrategia para predecir la posibilidad de que las especies se vuelvan invasoras. Las evaluaciones también deben apuntar a determinar los posibles daños ecológicos y establecer medidas preventivas eficaces para contrarrestar los probables impactos ambientales.

Por lo tanto, la creación de sistemas para detener la introducción de especies exóticas invasoras incluso antes de que suceda, la eliminación rápida de invasores recién detectados y el monitoreo efectivo de nuevas invasiones son las estrategias más eficientes. Los organismos internacionales y los científicos pueden ayudar en la investigación y la cuantificación de la información mediante el uso de medios más creativos, como Google Street View y otras técnicas tecnológicas avanzadas.

Crédito de la imagen: Jessica, Jai

Author: poweb

Diseñador web, siempre he querido poner mi granito de arena para la conservación del planeta. Lo intento con esta web y algunas otras.

Deja un comentario