Un estudio reciente revela que el calentamiento global intensificará los colores de nuestros océanos en un futuro próximo

¿Qué es lo que más te gusta del océano? Si son los tonos azules y verdes los que calman su mente, tal vez le alegraría saber que descubrirá un océano más azul y más verde a finales de siglo. Sin embargo, la razón detrás de esto es el calentamiento global según los científicos. Según un estudio reciente, el color del océano será la firma del cambio climático.

Según los investigadores, el efecto del cambio climático sobre el fitoplancton está detrás de este cambio en el color del océano. El fitoplancton son las poblaciones de pequeños organismos que habitan en el agua y que convierten la luz solar en energía química a través de la fotosíntesis. Estos también afectan los niveles de otros componentes coloridos del océano. Este fitoplancton marino juega un papel esencial, ya que son la base de la red alimentaria marina y son críticos en la regulación de procesos biogeoquímicos clave, es decir, el ciclo del carbono.

«De la misma manera que las plantas en la tierra son verdes, el fitoplancton también lo es, por lo que la cantidad y los diferentes tipos de fitoplancton afectan el color de la superficie del océano», dijo la Dra. Anna Hickman, coautora de la investigación, School of las ciencias del océano y la tierra, Universidad de Southampton.

Es imperativo identificar los cambios en los niveles de estos organismos, agregó Hickman. “Estamos interesados ​​en el fitoplancton porque son plantas marinas diminutas, contribuyen con aproximadamente la mitad de la fotosíntesis global, son la base de la red alimentaria marina”.

Hickman y sus colegas del Reino Unido y EE. UU. en la revista Nature Communications informan que la temperatura, las corrientes oceánicas y la acidez afectan los tipos y el crecimiento del fitoplancton en el agua y también los niveles de otra materia orgánica coloreada y detritos. Usaron un modelo de computadora para llegar a esta conclusión. También descubrieron el efecto de tales cambios en la absorción y reflexión de la luz en la superficie del océano.

Según los resultados, el aumento de la temperatura de la superficie del mar global en 3C (5,4F) para 2100 cambiará el color de más de la mitad de los océanos, incluido el Atlántico Norte.

“Hablando crudamente, donde el agua actualmente es bastante azul porque el fitoplancton [have a] biomasa relativamente baja, verá que el agua se vuelve más azul, y donde el océano es relativamente más verde porque la biomasa es más alta, verá [it] consiguiendo [greener]”, explicó Hickman.

Según el autor, los factores que incluyen el aumento de las temperaturas, la retirada del hielo marino cerca de los polos y una menor mezcla de aguas dan como resultado un cambio en la reflectancia en las poblaciones de fitoplancton y efectos colaterales.

“Observar solo el color del océano y cómo va a cambiar en el futuro al monitorearlo desde satélites, en realidad nos dará una señal de advertencia temprana de cambios en el fitoplancton”, mencionó Hickman.

Señaló que el cambio en la reflectancia de la luz azul/verde que apareció da una indicación de los cambios en el fitoplancton antes que las estimaciones de la cantidad de clorofila presente que se usa actualmente para monitorear los niveles de fitoplancton.

Como dijeron los investigadores, los cambios en el color del océano tienen en cuenta no solo los cambios en la cantidad total de fitoplancton que varía drásticamente, sino también los cambios en las especies presentes. Dado que los diferentes tipos de fitoplancton usan clorofila pero absorben longitudes de onda de luz ligeramente diferentes, estos son algunos de los factores considerados en este caso.

Los científicos utilizan un modelo único de física, ecosistema y biogeoquímica del océano para explorar cómo se manifiesta el cambio climático en el color del océano durante el período del siglo XXI.

El estudio de cambios específicos en la luz azul/verde utilizando datos satelitales puede revelar los cambios en la población de fitoplancton según Hickman. Estos datos son útiles para dar un reflejo preciso de la tendencia climática en lugar de calcular los niveles de clorofila usando estos datos para tener una idea de la cantidad de fitoplancton.

Sin embargo, el cambio de tonalidades no se puede plasmar en el lienzo. “Probablemente diría que el cambio de color no será perceptible a simple vista”, afirmó Hickman.

Author: poweb

Diseñador web, siempre he querido poner mi granito de arena para la conservación del planeta. Lo intento con esta web y algunas otras.

Deja un comentario

trece − 5 =