Nuevo estudio muestra que los osos polares tienen menos cachorros

Todo el mundo sabe que los climas más cálidos significan que hay menos hielo en el Ártico y, de alguna manera, está afectando a la población de osos polares. Lo que muchas personas pueden no darse cuenta es el razonamiento real detrás del problema. Asi que aqui esta:

Hielo marino, osos polares y focas

Una de las principales fuentes de alimento del oso polar son las focas, que viajan por el Ártico en busca de energía suficiente para sobrevivir, así como para hibernar en los inviernos. Para viajar a través de extensiones de agua, los osos polares necesitan aterrizar en trozos de hielo que flotan en el agua, o «hielo marino». Un aumento en las temperaturas globales hace que estos trozos de hielo marino se derritan y dejen menos paradas en boxes para los osos cuando buscan comida. Cuando los osos tienen menos lugares a los que viajar en busca de comida, comen menos, tienen menos energía y, en general, no viven tanto como lo harían si tuvieran fuentes de alimentos más sostenibles. A su vez, también tienen menos posibilidades de tener un embarazo exitoso.

El problema de la repoblación

La parte realmente desafortunada de esta situación es que no es solo una generación de osos polares la que está sufriendo. Los osos que actualmente están en busca de comida y se están muriendo debido a la falta de hielo marino ahora tienen menos cachorros de lo que tradicionalmente tendrían, o algunos no tienen ninguno. Según investigadores de la Universidad de Alberta, hace aproximadamente 20 años, «el 28 por ciento de las osas polares preñadas privadas de energía en la región de la Bahía de Hudson no pudieron tener ni un solo cachorro». Es la combinación de estos dos problemas lo que está causando la crisis actual en la población de osos polares.

El futuro del hielo marino

Desafortunadamente, no se ve bien. Este enero marcó el nivel más bajo jamás registrado de hielo marino (los datos comenzaron a registrarse en el ’79). Actualmente solo quedan entre 20 000 y 25 000 osos polares en el Ártico, y con la disminución del hielo marino es poco probable que ese número aumente.

Si desea donar a WWF para ayudar a salvar a los osos polares, visite su página «Adopte un oso polar» y hagamos lo que podamos para salvar a esta increíble especie.

Author: Mireia López

Soy pedagoga, pero en mis ratitos me dedico a escribir y divulgar sobre temas tan importantes como la ecología, espero que os guste lo que tengo que decir en mis pequeñas aportaciones.

Deja un comentario

uno × uno =