La industria minera está abandonando el diesel por energía renovable por razones que van más allá del medio ambiente

El aumento de los precios del diesel y del petróleo ha obligado a la industria minera a optar por las energías renovables para la sustentabilidad.

La compañía minera Canadian Gold, Goldcorp, está preparando un nuevo sitio minero en el noroeste de Toronto. Borden, como se llamará al sitio, está ubicado a unas 10 horas en automóvil desde la ciudad, un área que nunca ha visto nada parecido a la minería.

Goldcorp espera que Borden sea uno de los sitios que tendrá el costo de sostenibilidad más bajo entre todas sus minas existentes. Borden está configurado para ser el primer sitio subterráneo operado totalmente con electricidad, y se espera que produzca 250,000 onzas de oro al año. El sitio comenzará a operar oficialmente en 2019.

Se supone que todo, desde este sitio, funciona con energía eléctrica, desde los camiones hasta el sistema de ventilación que proporciona oxígeno a los trabajadores subterráneos.

El cambio en la preferencia de las fuentes de energía se produce en un momento en que las empresas se han comprometido al unísono mundial a reducir las emisiones de carbono. Sin embargo, la mayoría de estas empresas han citado la sostenibilidad como la razón principal del cambio.

Muchas empresas, incluidas Barrick Gold y Endeavor Silver Corp, publicaron informes el mes pasado que se centraron en medir su sostenibilidad en función de los impactos ambientales, los registros de seguridad y los registros comunitarios, entre otras métricas.

El vicepresidente ejecutivo de Goldcorp a cargo de asuntos corporativos y sustentabilidad dijo que «no es necesariamente solo por el medio ambiente». Agregó además que había muchos otros beneficios financieros que la empresa podría obtener de su decisión inteligente de cambiar a energía renovable.

Goldcorp está tomando una decisión inteligente para aprender cómo acostumbrarse a trabajar sin diésel.

Otras empresas, como Pan American Silver Corp, citaron otras razones para cambiar del diésel a la red totalmente fuera de las razones ambientales. La compañía ha construido recientemente una línea eléctrica de 98 kilómetros que conecta la mina de oro y plata a cielo abierto en Dolores, México, con la red eléctrica nacional.

La Pan American Silver Corp construyó la línea eléctrica en 2016 por 20 millones de dólares. Como resultado, según la vocera de la empresa, Siren Fisekci, la firma logró un ahorro anual de 9 millones de dólares. Agregó además que el tendido eléctrico ha permitido a la empresa permanecer en operación aún cuando los caminos de acceso a la mina se encuentran en condiciones adversas.

Según algunas empresas mineras, el 10% de su costo operativo total se destina a la energía en un sitio minero, que puede reducirse si las empresas optan por energías renovables.

En Namibia, en el sur de África, una empresa minera con sede en Vancouver, B2Gold Corp, inauguró una planta de paneles solares de 7MW para suministrar energía a su mina de oro a cielo abierto. La planta les costó $8,5 y se espera que le ahorre a la compañía aproximadamente un 13 % en el uso de energía, lo que equivale a alrededor de $16,5 millones en los próximos diez años o más.

Según la empresa, la mina de oro a cielo abierto tiene una vida útil estimada de diez años, mientras que la planta de paneles solares tiene una vida útil de 25 años.

Author: Cris

Apasionada del mundo de la ecología, escribo noticias en este blog para intentar mejorar el medio ambiente. Pasión por las plantas y la jardinería.

Deja un comentario

dieciseis + cuatro =