Crecimiento, Beneficios y Desafíos de los Parques Eco-industriales

A lo largo de las costas neblinosas de la costa de Dinamarca, en un área industrial conocida como Kalundborg, surgió un paradigma ambiental hace casi cuatro décadas.

Varias empresas decidieron intercambiar materiales de desecho y energía. A lo largo de los años, la red creció para incluir una planta de energía, una refinería, una fábrica farmacéutica, una piscifactoría y otros fabricantes.

La red se convirtió en el primer parque ecoindustrial a gran escala del mundo.

Kalundborg fue solo el primero de cientos de parques ecoindustriales (EIP) en todo el mundo que siguieron, algunos con éxito, otros no tanto.

El sitio danés ejemplifica el concepto EIP. En su corazón hay una compleja red de intercambio.

La planta de energía quema el exceso de gas de la refinería, generando electricidad y vapor. El vapor, a su vez, calienta los estanques de peces, calienta los edificios de la ciudad y alimenta las fábricas. Los lodos de la piscifactoría y las fábricas fertilizan las granjas locales; y las cenizas volantes de la central eléctrica se convierten en cemento.

Parques Eco-industriales

A lo largo de los años desde el inicio de Kalundborg, EIP ha evolucionado. Ahora vienen en varias formas, pero todas comparten características comunes:

  • Coubicación o proximidad: una variedad de empresas agrupadas cerca de instalaciones de recuperación y reciclaje de recursos.
  • Subproductos compartidos: las empresas utilizan la energía y el material de desecho de otros como insumos en sus propios procesos.
  • Producción más limpia: Énfasis en la producción más limpia durante todo el proceso de producción.

Otros factores que suelen ser comunes a EIP incluyen el diseño ecológico, los mecanismos de financiación colaborativa, las actividades de I+D y el intercambio de servicios.

A través de la cooperación y la colaboración, las empresas miembros luchan por un uso más eficiente y ecológico de los recursos, mejorando sus resultados y minimizando su impacto ambiental.

Es importante destacar que un EIP exitoso generalmente respaldará las asociaciones con otras empresas, gobiernos locales y la comunidad más allá del parque. En Kalundborg, por ejemplo, el gobierno de la ciudad usa vapor de la planta de energía y los agricultores locales usan subproductos industriales como fertilizantes en sus campos.

No existe una definición oficial de lo que diferencia a un parque ecoindustrial de otros sitios o redes industriales. Sin embargo, los investigadores y los formuladores de políticas generalmente están de acuerdo en que para ser clasificado como tal, un parque ecoindustrial debe ser más que un grupo de:

  • negocios de reciclaje;
  • empresas de tecnología ambiental; o
  • negocios basados ​​en un solo tema ambiental (es decir, parque de energía solar).

El sitio tampoco solamente rasgo:

  • infraestructura o construcción respetuosa con el medio ambiente; o
  • desarrollo de uso mixto.

EIP a menudo actúan como centros para el desarrollo económico regional. Pueden atraer inversiones extranjeras, impulsar la innovación y crear puestos de trabajo.

Organización

El EIP de Kalundborg evolucionó orgánicamente con el tiempo; ningún líder empresarial o funcionario del gobierno dirigió su desarrollo. Más bien, el sitio surgió como respuesta a los esfuerzos de las empresas por aumentar las ganancias, reducir los costos y cumplir con los requisitos reglamentarios.

Muchos EIP se autoorganizaron de esta manera. Surgieron vínculos independientes, formando redes que permitieron a los miembros cumplir mejor los objetivos comerciales y satisfacer las necesidades de los clientes.

Otros EIP han sido diseñados conscientemente por desarrolladores del sector privado, gobiernos o grupos comunitarios; o creado por una asociación extraída de estos sectores. A menudo, las redes de intercambio existentes forman la base de un plan más amplio. Alternativamente, se puede construir un parque alrededor de una sola instalación grande, como una planta de energía, que actúa como el elemento central de un plan de diseño.

Desafíos

Los parques ecoindustriales han tenido su parte de desafíos.

Debido a la escala potencial, las demandas de infraestructura y la coordinación de EIP, existe el riesgo de pensar demasiado en grande y esperar demasiado, demasiado rápido. Los defensores de una iniciativa EIP a veces descubren que sus sueños se vuelven realidad. La inercia burocrática, la falta de financiación, las regulaciones onerosas y el apoyo empresarial limitado son solo algunos de los obstáculos en el camino.

Los problemas surgen cuando los gobiernos adoptan un enfoque de mano dura para planificar e implementar un parque, con aportes y participación inadecuados del sector privado y la comunidad local. Esto es especialmente cierto cuando las decisiones se toman por razones políticas en lugar de económicas y ambientales. El resultado final suele ser una inversión excesiva o imprudente.

La gestión eficaz también puede ser un desafío. No es fácil encontrar gerentes capaces de supervisar las operaciones diarias del parque mientras vigilan de cerca sus mandatos económicos y ambientales más amplios, así como las necesidades de la comunidad. El EIP exitoso requiere una gestión altamente efectiva capaz de unir a las empresas, el gobierno y la comunidad.

Ejemplos

Hoy en día, una variedad de EIP están en funcionamiento en América del Norte y en todo el mundo. Aquí están algunos ejemplos.

Ecoparque (Hong Kong):

Este EIP, que alberga varias instalaciones de procesamiento y recuperación de desechos, es parte de la estrategia de recuperación y gestión de desechos del gobierno de Hong Kong. (Enlace)

ReVenture Park (Carolina del Norte):

Una antigua fábrica de tintes textiles en Charlotte, NC, es ahora el sitio de lo que los planificadores comunitarios esperan que sea uno de los principales desarrollos de energía renovable de los Estados Unidos. (Enlace)

Intervalo (Vermont):

Este parque ecoindustrial en Burlington, Vermont, se centra en la producción de alimentos y cuenta con negocios e invernaderos que utilizan el exceso de calor y energía de la planta de energía cercana. (Enlace)

Rantasalmi (Finlandia)

Este es el primer parque ecoindustrial planificado en Finlandia y se centra en varias instalaciones de procesamiento de madera. (Enlace)

Author: Cris

Apasionada del mundo de la ecología, escribo noticias en este blog para intentar mejorar el medio ambiente. Pasión por las plantas y la jardinería.

Deja un comentario